Fenin y SEPAR acuerdan trabajar en la atención de los pacientes con enfermedades respiratorias

Fenin y SEPAR acuerdan trabajar en la atención de los pacientes con enfermedades respiratorias
  • Casi un millón pacientes se benefician de las terapias respiratorias domiciliarias que incrementan su salud y calidad de vida.
  • Se pondrán en marcha acciones para garantizar un tratamiento más personalizado y de calidad para los pacientes afectados.
  • SEPAR reúne a más de 4.200 profesionales de la salud respiratoria: neumólogos, cirujanos torácicos, personal de enfermería y fisioterapia.

Madrid, 30 de abril de 2019.-Mejorar la salud y la calidad de vida de los pacientes con enfermedades respiratorias, es el objetivo que persiguen la Federación Española de Empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin) y la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (Separ). Por ello, han suscrito un convenio que debe dar como resultado mejorar el tratamiento de estos pacientes, poner en marcha distintas iniciativas tendentes a que las Terapias Respiratorias Domiciliarias aporten los mejores resultados en salud y generen la máxima eficiencia al Sistema Nacional de Salud.

Con esta alianza, ambas partes se comprometen a analizar el impacto de las terapias respiratorias, sus oportunidades de mejora asistencial y de eficacia económica, es decir, unas terapias respiratorias domiciliarias de la máxima calidad, con un acceso equitativo para todos los pacientes y optimizando los recursos públicos destinados a tal fin.

Las terapias respiratorias domiciliarias aportan beneficios probados en calidad y esperanza de vida de los pacientes, evitan la frecuentación y saturación de los servicios sanitarios, reducen las hospitalizaciones y, en consecuencia, contribuyen a la reducción de los costes sanitarios, siendo un ejemplo de una gestión de los recursos públicos coste eficientes, tal y como quedó probado en el “Estudio sobre la eficiencia y los beneficios de las terapias respiratorias domiciliarias” elaborado por Fenin y PwC.

 

Factores como el envejecimiento de la población, el aumento de la cronicidad, los avances tecnológicos y una marcada tendencia a favorecer la atención sanitaria a través de hospitalización domiciliaria hacen de las terapias respiratorias domiciliarias un ejemplo en la atención sanitaria y gestión de la cronicidad.

Si bien su impacto sanitario es notable, resulta igualmente destacable su efecto en la reducción del gasto sanitario derivado de la reducción de las hospitalizaciones, de la incapacidad laboral o la morbilidad. El tratamiento personalizado bajo el control y supervisión del neumólogo, ofreciendo una mejor conciliación de la enfermedad con una buena calidad vida, son elementos que también ponen de manifiesto la importancia social de este servicio sanitario.

En la actualidad hay casi un millón de pacientes en España que se benefician de al menos una terapia respiratoria en el domicilio, y algunos pacientes combinan dos o tres tratamientos a la vez.

Las empresas prestadoras de estos servicios sanitarios son las responsables de la prestación (sin perjuicio que la prescripción, el control clínico y parte de la gestión dependen directamente del neumólogo) y tienen actualmente invertidos más de 300 millones de euros en equipos en los domicilios de los pacientes realizando más de 3 millones de visitas domiciliarias.

“Los pacientes tienen que poder disponer de unas terapias respiratorias domiciliarias de máxima calidad, por lo que es necesario que exista equidad en el sistema nacional de salud para que todas las Comunidades Autónomas puedan ofrecer a sus pacientes los más innovadores servicios para que mejoren su calidad de vida”, señaló Margarita Alfonsel, secretaria general de Fenin tras la firma del convenio.

 Por su parte, el doctor Carlos A.Jiménez-Ruiz y presidente de SEPAR ha recordado, durante el acto, que Fenin ya hace tiempo que colabora con SEPAR destacando el apoyo de la Federación a la celebración del Año SEPAR 2014 del Paciente Crónico y Terapias Respiratorias Domiciliarias. “Con esta firma formalizamos e impulsamos una relación ya establecida que nos permitirá llevar a cabo todo de actividades y acciones investigadoras, formativas o divulgativas con el fin de mejorar la calidad asistencial en beneficio del paciente”, ha afirmado el doctor Carlos A Jiménez-Ruiz.

Tratamientos respiratorios domiciliarios

La CPAP es el tratamiento más empleado en el síndrome de apnea del sueño, representa un 66% de los tratamientos respiratorios domiciliarios y un 12% de ellos corresponde a pacientes en los que coexiste, además, el síndrome de hipoventilación asociado a la obesidad. Se ha demostrado que los costes de salud de los pacientes que no reciben tratamiento aumentan entre un 50% y un 100% y que el ahorro medio por paciente tratado es de 777 euros. Si se pasase a tratar al 50% de los pacientes, en lugar de al 25% actual, se generaría un ahorro de 80 millones de euros al sistema sanitario.

La segunda modalidad de TRD más prescrita es la oxigenoterapia domiciliaria, que representa el 29% del total, según datos de 2010, con una media nacional de 264 tratamientos por cada 100.000 habitantes. La EPOC es la causa más común de tratamiento con oxigenoterapia, con más de 125.000 enfermos en tratamiento.

Por otro lado, se sabe que un 10% de pacientes ya diagnosticados debería ser tratado con oxigenoterapia y no lo está, dato preocupante, pues se sabe que la OCD es, junto el abandono de tabaco, la única medida que demuestra aumentar la supervivencia de los pacientes con EPOC. Asimismo, la OCD alivia la insuficiencia cardiaca, mejora la función neuropsicológica, aumenta el rendimiento al ejercicio y la capacidad de realizar actividades de la vida diaria.

La ventilación mecánica a domicilio consiste en el uso intermitente o continuo de un sistema de ventilación, bien a través de una interfase (ventilación mecánica no invasiva) o de traquestomía (ventilación mecánica invasiva). Esta modalidad, aunque representa un menor porcentaje de terapias (alrededor del 3%), ha supuesto para muchos pacientes la posibilidad de dejar el hospital y el mantenimiento de la calidad de vida en su propia casa, mejorando la supervivencia en pacientes con enfermedades neuromusculares y de la caja torácica.

Contenidos relacionados